Por Juan Antonio Pizarro

CEO de Periplia

 

En Periplia hemos desarrollado un proceso de gestión del desempeño, diseñado con rigor y mucha pasión, denominado A2O© (Alineación Orientada por Objetivos). El proceso incluye las distintas etapas que garantizan que sea exitoso en la alineación de los objetivos del negocio con los objetivos de las personas de la empresa. En A2O© empezamos con la preparación del proceso, lo que incluye una comunicación adecuada, tanto del objetivo del proceso, como de los objetivos de la empresa; seguimos con una etapa de acuerdo entre jefe y empleado; luego, unos seguimientos cada tres o cuatro meses; seguimos con, la evaluación del desempeño al finalizar el período; y en el momento del cierre se establece el impacto del proceso sobre otros temas de RRHH como compensación, desarrollo, sucesión, planes de carrera, etc.

A pesar de que lo hemos hecho muy amigable, cuando escudriñamos el mercado, encontramos productos más sencillos de implementar y utilizar y que toman menos tiempo que A2O©. Productos que, en aras de la sana competencia y del “fair play” tan difundido por la FIFA, queremos que ustedes conozcan:

Caso 1

Proceso de Evaluación usado por importante empresa americana

“Kumar: El año pasado el proceso de evaluación del desempeño me dio una calificación de “muy bueno”, el de este año apenas me dio “regular”. ¿Por qué cada año me empuja hacia abajo?

Gran Jefe: En verdad, es un proceso muy complicado.

Kumar: Haré lo posible por entenderlo, por favor cuénteme.

Gran Jefe: Bueno, nos reunimos cada año en un salón grande, escribimos los nombres de los empleados en unos papelitos y, luego, los tiramos al aire. Papelito que cae al piso es “regular”, el que cae en la mesa es “bueno”, el que alcanzamos a coger en el aire es “excelente” y el que se pega al techo es “sobresaliente”.

Kumar: ¿Cómo? ¡Es ridículo! ¿Quiénes obtienen “deficiente”?

Gran Jefe: Ah, esos. “Deficiente” son los que olvidamos escribir en los papelitos.

Kumar: ¡Increíble! ¿Y como hacen los papelitos de los sobresalientes para pegarse al techo?

Gran Jefe: Ah, no! Es completamente inaceptable que cuestione un proceso de evaluación del desempeño que la compañía lleva 15 años aplicando con mucho  éxito.”

 

Caso 2

Algunos resultados de procesos de gestión del desempeño en grandes firmas

“Trabaja muy bien bajo supervisión constante, especialmente cuando está como una cucaracha contra la pared”

“Los estándares que se fija son bajos, pero de alguna manera siempre logra estar por debajo de los mismos”

“Este empleado debería ir lejos, entre más rápido empiece mejor”

“Tan brillante como Alaska un 18 de diciembre”

“Tiene dos cerebros: uno se le perdió y está buscando el otro”

“Es tan denso que la luz se curva alrededor suyo”

“Si le da un centavo por sus pensamientos, le devuelve cambio”

“No es el cuchillo más afilado de la cocina”

“Desde nuestra última evaluación esta persona tocó fondo y ahora esta cavando”

 

PD: Estos últimos son reales.

PD2: El Caso 1 tiene un extraño parecido a la forma como calificaban los exámenes algunos profesores de mi colegio, por lo que no me extrañaría que hubieran terminado en Recursos Humanos.

PD3: Si desea recibir un folleto sobre A2O© escríbame a juanantonio.pizarro@periplia.com y se lo envío con gusto.

 

 

 

mayo 29, 2015